Entradas

598

¿Qué cambia en la edición 2017 de la norma UNIT 598?

Por: Fabián Giaccossa*

El pasado 1 de agosto entró en vigencia la norma UNIT 598:2017, “Material de lucha contra incendios – Extintores portátiles – Extintores manuales, a base de polvo, bajo presión.”

La nueva edición de la norma UNIT 598 introduce una serie de cambios que aportan a la seguridad tanto del usuario, como de las empresas encargadas de realizar el mantenimiento y la recarga de extintores.

Hay dos cambios que son muy relevantes. El primero de ellos es el punto 4.10 y sigue la tendencia internacional introduciendo el concepto de “vida útil”, la cual se está estandarizando en 20 años a partir de la fecha de fabricación para los extintores presurizados.

Este cambió comenzó a introducirse en la normativa uruguaya con la aprobación de la norma UNIT 1221:2015 “Extintores manuales, bajo presión, para extinción de fuegos de aceites y grasas de cocción en artefactos de cocina (Fuegos clase K).”

En el caso concreto de la norma UNIT 598:2017 se establece una vida útil de 20 años para los extintores a polvo de 1, 2, 4 y 8 kg. de capacidad, a partir de la fecha de fabricación marcada en el cilindro.

Esto no quiere decir que a partir de agosto, todos los extintores fabricados con anterioridad a abril de 1997 serán, retirados de servicio de forma compulsiva.

El retiro se realizará paulatinamente, de acuerdo a un cronograma acordado entre la DNB, UNIT y las Empresas autorizadas a prestar servicio de mantenimiento y recarga de extintores (el cual se detalla mas adelante), y el momento del retiro será cuando se reciban los extintores para mantenimiento.

La razón de establecer una vida útil es para prevenir accidentes tanto durante la operación del extintor, como durante su recarga y mantenimiento.

El acero es un cristalino y como tal tiene una tolerancia limitada a la deformación plástica, una vez que se alcanza ese límite la deformación remanente es nula, por lo tanto se vuelve muy peligroso a partir de este punto seguir presurizando el equipo ya que el material está en el límite de su resistencia y podría suceder un accidente en cualquier momento.

Hasta el pasado julio, en tanto la deformación remanente luego del ensayo hidrostático no superara el 10%, la norma admitía que el equipo permaneciera en servicio con el riesgo que esto conllevaba.

Ahora los extintores tienen una vida útil limitada lo que reduce el riesgo de sufrir accidentes.

¿Cómo saber si su extintor tiene más de 20 años?

Todos los cilindros de extintores manuales a base de polvo bajo presión deben ser fabricados de acuerdo a la norma UNIT 775.

Esta norma establece que “Los recipientes deben tener punzonado en el cuerpo o en su base (siempre que ésta no sea removible), o en una chapa auxiliar de aluminio fijada con remaches a su base, como mínimo la siguiente información:

  • El nombre, la razón social o el distintivo del fabricante;
  • La fecha de fabricación (mes y dos últimas cifras del año de fabricación);
  • La letra distintiva del fabricante o importador y el número de matrícula del recipiente;
  • La presión de ensayo, en MPa;
  • La presión de prueba, en MPa;
  • La masa total del extintor, en kg. [masa total del extintor cargado, sin manguera, en kg. (aproximada al decigramo)]”

Lo que debería verse de la siguiente forma:

marcado-ext

La fecha que figura en el marcado es la que debe tomarse para saber si el extintor ha cumplido o no su ciclo de vida útil.

¿Qué sucede con mi extintor obsoleto?

Como el parque de extintores obsoletos que aún se mantienen en servicio es muy grande, se pautó un cornograma de trabajo entre el Instituto Uruguayo de Normas Técnicas (UNIT), la Dirección Nacional de Bomberos y las Empresas Autorizadas para mantenimiento de extintroes.

El punto 4.10 establece que “La vida útil de los extintores manuales a base de polvo bajo presión debe ser como máximo 20 años, de acuerdo con la fecha de fabricación, punzonada en el recipiente, cumpliéndose el plazo, a más tardar el último día hábil del vigésimo año.

En caso de superarse los veinte años el extintor se mantendrá en servicio hasta el vencimiento de la última recarga.

Dicha disposición se aplicará a aquellos extintores fabricados a partir del 1º de enero de 2005.

Para los extintores fabricados con anterioridad a esa fecha, se establece un período de transición, de acuerdo a lo establecido en la siguiente tabla, en la que se indica el año en que deben ser inutilizados dichos extintores, según cual haya sido su año de fabricación:

 

A PARTIR DEL AÑO

SE INUTILIZAN LOS EXTINTORES  DEL AÑO INDICADO Y LOS ANTERIORES

2017

1988

2018

1991

2019

1993

2020

1995

2021

1997

2022

1999

2023

2001

2024

2004

Una vez vencida la última recarga, al ser recibidos en un taller de mantenimiento habilitado por la Dirección Nacional de Bomberos y por el Instituto Uruguayo de Normas Técnicas, se verificará la fecha de fabricación del extintor, y de acuerdo al cronograma se le informará que su extintor será retirado de servicio.

Ud. tendrá dos opciones: autorizar su destrucción, o le será devuelto para su deposición final como chatarra.

En ambos casos se labrará un acta formalizando el retiro de servicio del extintor.

¿Extintores a polvo de acero inoxidable?

Sí. El otro cambio significativo en la nueva norma UNIT 598 es que a partir de su entrada en vigencia, la nueva norma incorpora los recipientes de acero inoxidable.

A partir de ahora la norma admite los extintores manuales a polvo bajo presión con recipiente fabricado en acero inoxidable (los cuales no pueden ser pintados).

Cuando se lleve adelante la revisión de la norma UNIT 775 se establecerán los requisitos que deberán cumplir dichos recipientes.

Por lo tanto aún no se pueden comercializar estos extintores

Este cambio es principalmente de carácter estético ya que muchos usuarios exigían un extintor más “vistoso” para lugares donde la estética es muy importante, pero siempre sin descuidar la seguridad.

 

*Especialista UNIT en Proyectos de Protección Contra Incendios.
*Integrante del Comité Especializado de Material de Lucha Contra Incendios del Instituto Uruguayo de Normas Técnicas.